En los tiempos que corren, la gasolina es uno de los líquidos más preciados, junto al agua. Y es que es el principal combustible para la mayoría de transportes que utilizamos a diario. Sin embargo muchas de las petroleras no dicen algunas técnicas de las cuales nos harán ahorrar gasolina. Es por ello que estamos aquí para revelártelo ¡Toma nota!

#1 La mayoría de consejos tienen base en la forma de conducción, ya que según manejemos, podemos hacer que nuestra máquina requiera más o menos gasolina. Por eso debes controlar los frenazos, ya que ese ejercicio brusco hace que el motor consuma mucho más que si se ralentiza de manera suave.

#2 El otro truco se trata de la forma en que revolucionamos el auto ya que lo ideal para pasar a segunda rápidamente, sin superar las 1200 rpm. Así se evita forzar tanto a nuestro carro, y que no requiera tanto de la preciada gasolina. Deberás actuar igual para cada marcha, 1500 para la tercera, y 1800 como mucho para la quinta.

#3 La velocidad es siempre un factor esencial a observar cuando lo que queremos es evitar el consumo excesivo de combustible. Cuando no lo necesites, no eleves tu rapidez en más de 80 Km/h, además no realices fuertes aceleraciones, ya que todo esto simplemente hará que la reacción de tu motor sea más costosa, y use más del tanque.

#4 Otra buena estrategia es evitar las horas más concurridas del día para hacer nuestros recados o viajes. Los atascos son nuestro enemigo, con lo que prevenirlos y evitarlos te podrá evitar vaciar el tanque más rápido de la cuenta.

#5 Aunque no parezca importante, muchos detalles que se nos escapan pueden elevar nuestra factura al final del mes. Evita encender la calefacción o el aire siempre que te sea posible, y comprueba usualmente el estado de salud de tus neumáticos y llantas.

#6 Cuando esperes a alguien, dejes tu coche en segunda fila o te encuentres en una situación similar, lo mejor sería que apagaras tu auto. Y es que en estos momentos el motor sigue trabajando, y el combustible se sigue quemando, por leve que te parezca.

#7 Existe un método más efectivo en cuando a ahorro se habla pues primero se acciona de nuevo el coche y desde el punto muerto se genera un gran consumo que podríamos evitar. Está claro que el acelerador no se tiene que accionar, pero resulta mejor ir frenando poco a poco.

#8 El mantenimiento de las partes esenciales de nuestro transporte es otro de los consejos recomendados. En este caso hablamos del motor. Aunque no seas un experto, sería de mucha ayuda que lo llevaras a revisión a menudo, ya que los cambios de aceite y otros servicios usuales podrán paliar sus principales problemas. Un motor en mal estado requerirá mucho más combustible.

#9 Evitemos montarnos en el coche y utilizarlo para desplazarnos a localizaciones cercanas. Un paseo de 10 a 20 minutos no necesita tanto de un carro, y lo cierto es que nos malacostumbramos usando nuestra máquina para ir a cualquier parte.