La vida cotidiana está repleta tanto de atajos como de trucos que simplifican muchas tareas. Existen numerosas formas de complicarse, así como un montón de obstáculos y maneras de actuar. Sin embargo, también hemos desarrollado la capacidad de facilitar las cosas y disminuir la complejidad. Es porque nos encanta encontrar soluciones inteligentes para las pequeñas dificultades o simplemente soluciones rápidas, sencillas y económicas que nos ayuden en nuestro día a día.

APRENDE CON NOSOTROS PASO A PASO

Paso 1

Empezaremos con un estupendo truco que te facilitará la vida a la hora de coser. Seguramente, trabajando con un jersey puede suceder que te encuentres con metros y metros de bobina de hilo. Lo que puedes hacer entonces es recogerlo, pero a lo mejor se forman nudos y será inútil. Por eso he aquí este truco para rebobinar el hilo sin que se vayan a crear nudos.

Paso 2

¿Te gustaría conocer esta manera rápida y sencilla para enrollar el hilo, sin hacer nudos? ¡Así que vete a la cocina y toma la batidora eléctrica! Lo único que tendrás que hacer es preparar todos los suministros, es decir, la batidora, las tijeras y un rollo de papel higiénico vacío.

Paso 3

Ahora, introduce el rollo de papel higiénico sobre la batidora y a continuación haz un pequeño corte en el borde del rollo, tal y como lo presenta la siguiente imagen.

Paso 4

Un vez hecho esto, puedes proceder al siguiente paso, para ello introduce el hilo en el corte y engánchalo. Después, enrolla el hilo alrededor del rollo de papel higiénico (sólo haz una vuelta). ¡Ahora viene la parte más importante del truco! Tienes que encender la batidora y sujetar el extremo de hilo sobrante. Verás que en cuestión de unos segundos tendrás todo el hilo enrollado sobre el rollo de papel higiénico. Super fácil, ¿no?

Paso 5

Lo mejor de este truco es que es muy económico y super sencillo, ya que para elaborarlo necesitarás tan solo un rollo de papel higiénico, un recipiente con tapa y una taza de vinagre blanco. Tienes que saber que el vinagre blanco es irremplazable en una casa gracias a sus propiedades bactericidas.

Paso 6

Para realizar este truco, agarre el recipiente y coloca el papel higiénico. A continuación, vierte una taza de vinagre blanco y tapa el recipiente. Luego deje reposar. Después de 15 minutos, tendrás unas toallas perfectas para limpiar cualquier superficie en tu casa. ¿A que es muy sencillo?

Paso 7

Esperamos que os hayan gustado estos dos trucos y que os sirvan de gran ayuda. ¡Si te parecen útiles, compártelos con tus amigos!

Related Post