Mira el antes y después de este refrigerador cuando se le aplicó pintura de pizarra

0
96

Cuando pensamos en renovar nuestro refrigerador en casa, puede que lo más fácil y práctico sea llevarlo a un técnico en reparaciones y renovaciones de electrodomésticos; y que tal si intentamos una renovación casera con el ejemplo que a continuación te mostraremos, pues el acabado que verás queda muy bien y muchas personas ya lo han aplicado con excelentes resultados.

Necesitarás:

Ads

Pintura de pizarra (en centro de bricolaje)

Ads

-Rodillo pequeño o patina ( brocha de “pelo”, no que dejan marca)

-Cinta carrocero

-Imprimación (opcional) Yo no la utilicé pero corro el riesgo que la pintura se deteriore antes.

Limpia bien la superficie que vayas a pintar, en mi caso fue las dos puertas.

Ads

 

Pon cinta de carrocero al rededor de la zona que no vayas a pintar y esta en contacto más próximo a la zona que vamos a trabajar.

Aplica una primera capa a las puertas, estas deben ser todas en el mismo sentido, lo mejor vertical, procura que quede uniforme y no haya zonas que sobresalga de pintura.

Ads

Según indique el fabricante de la pintura deja 24 horas, antes de aplicar la segunda capa. A las tres cuatro horas es posible que ya esté seca “aparentemente”, pero deja al menos 24 horas antes de aplicar la segunda capa.

Aplica la segunda capa. despega la cinta de carrocero Limpia la zona que no hayas pintado con un trapo impregnado de disolvente (por si se ha escapado alguna gota, etc) con cuidado de no tocar la zona pintada.

Barniz incoloro

Pude destornillar los pomos para trabajar mejor con ellos.

Pegamos un extremo de la cuerda de forma que se vea lo menos posible, vamos enrollando y dándole puntos de silicona para que se pegue. Pegamos el otro extremo.

Ads

Barnizamos y dejamos secar

Colocamos de nuevo en las puertas. Y listo

Y ya tenemos nuestra nevera, tuneada y redecorada.

Fuente: b.facilisimo

Ads

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here